¿Qué son los portes baratos y qué diferencia hay con la mudanza?

que son los portes baratos y su diferencia con las mudanzas

Vamos a hablar sobre las diferencias entre los portes baratos y el proceso de una mudanza tradicional. Cuando enviamos artículos y bienes de nuestro hogar, tenemos una cierta variedad de opciones de servicio entre las que elegir. Es por eso que resulta importante saber exactamente qué características tiene cada tipo de servicio de transporte que nos pueden ofrecer, para que podamos elegir el que mejor se adapta a nuestras necesidades. Los dos tipos principales de servicios que podemos encontrar para realizar un traslado de artículos de nuestro hogar son los servicios de mudanza y los servicios de portes.

¿Características de un porte barato? 

Veamos en qué consisten y en qué se diferencian estos dos tipos de servicios disponibles para trasladar nuestras pertenencias.

Mudanzas

Las empresas profesionales de mudanzas domésticas generalmente ofrecen servicios integrales del proceso de mudanza. Tenemos diversas opciones dentro de ese servicio que podemos contratar. Cuando enviamos nuestras pertenencias del hogar utilizando un servicio de mudanza tradicional, podremos contar con ellos para la carga, la descarga y el embalaje. Esto resulta muy útil si tenemos objetos muy pesados, voluminosos o delicados que transportar. Si, por ejemplo, tenemos que trasladar un piano desde un tercer piso, los profesionales contarán con la experiencia, el aparataje y la maquinaria específica para hacerlo con garantías. 

Las empresas de mudanzas suelen ofrecer también diferentes tipos de servicios que se adaptan a mudanzas más pequeñas o parciales; y también tienen experiencia amplia con traslados de negocios y oficinas. 

Portes

Hay mucha gente que no conoce que los servicios de portes son otra forma de trasladar sus artículos domésticos. Si bien la mayoría de los servicios de envío de carga son para bienes comerciales, este tipo de envío también puede estar disponible para transportar nuestros artículos durante el proceso de una mudanza.

Podemos pensar en los servicios de portes como una empresa que solamente se encarga de transportar de un lugar a otro los objetos que le entregamos; y que esos dos puntos de salida y llegada pueden ser nuestra antigua casa y nuestro nuevo hogar. Estos servicios de portes suelen ser solamente de puerta a puerta, y simplemente recogen y entregan en las calles indicadas. Nosotros deberemos ser los responsables de embalar cada objeto de acuerdo con la normativa y las pautas de transporte que nos indiquen. También, generalmente, tendremos que poner los artículos en el punto de carga y descarga en la dirección acordada. 

¿Qué beneficios tienen los portes frente a las mudanzas tradicionales? 

beneficios de los portes baratos

Elegir un servicio de portes en lugar de un servicio tradicional de mudanza es una opción más económica, ya que una parte de la tarea a realizar recaerá en nosotros. Si estamos en disposición de hacer esa parte del trabajo contaremos con un traslado más barato de nuestras pertenencias. 

Bajo nuestra responsabilidad quedará el proceso de embalaje y la protección de los muebles y objetos delicados. Deberemos guardar los objetos en cajas convenientemente etiquetadas y numeradas, identificando bien cada paquete. Deberemos además bajar todos los paquetes a la calle para su recogida y, generalmente, cargarlas en el camión de transporte de modo ordenado.

La gran ventaja que obtendremos a cambio de ocuparnos de este tipo de acciones es un ahorro económico sustancial en comparación con los servicios de mudanza completa. Si no vamos a trasladar muebles de gran peso o tamaño, y disponemos de tiempo y ayuda para empaquetar todo. Llevándolo al punto de recogida y de descarga. Entonces el porte es una opción muy económica y perfectamente posible. 

Si no tenemos demasiados objetos que trasladar, y se pueden empaquetar sin demasiado problema de modo que estén suficientemente protegidos, también resultará el sistema de portes una opción muy interesante desde el punto de vista económico y práctico.

Igualmente, si tenemos opción de manejar ventanas de entrega amplias, los portes pueden resultar una elección adecuada, ya que, por lo general, sus plazos de entrega serán menos precisos que en un servicio de mudanza. 

Conclusión sobre los portes baratos

Si para nosotros es imposible disponer de tiempo para empaquetar todos nuestros artículos en cajas, y no podemos cargar y descargar objetos más pesados y voluminosos, tendremos que recurrir a una empresa de mudanzas que pueda asistirnos en cada parte del proceso que no podamos realizar por nuestra cuenta. Por supuesto, si necesitamos maquinaria específica para la carga y descarga necesitaremos una empresa de mudanzas; que además se ocupará de solicitar los permisos necesarios si hay que ocupar parte de la acera o la calle durante un tiempo.

El sistema de portes sería recomendable para realizar mudanzas de menor volumen, con objetos sencillos de embalar en cajas y fáciles de trasladar al punto de carga y descarga. 

Si podemos adaptarnos a plazos flexibles del traslado y podemos proteger adecuadamente nuestras pertenencias para que no sufran daños durante el viaje. Los portes resultarán una opción más económica que un servicio de mudanza.  

En cualquier caso, tanto si contratamos un servicio de portes o uno de mudanzas, debemos tener en cuenta que es imprescindible contar con profesionales debidamente acreditados y con las pertinentes licencias de operación en cada caso. 

Si estás interesado en hacer tu mudanza en Alicante puedes contactarnos haciendo clic aquí.