Transportar ropa en una mudanza: ¿armario portátil o bolsas al vacío?

elige un armario portátil para tu mudanza

Una mudanza es un momento muy emocionante, pero también puede ser algo estresante por la gran cantidad de tareas a las que hay que atender. Por eso, una buena organización es clave para hacer una mudanza perfecta y mudarnos de la manera más eficiente posible. El transporte de la ropa suele ser una cuestión a la que no prestamos mucha atención hasta el último momento, pero planearlo bien nos ahorrará muchos dolores de cabeza. ¿Cuál es la mejor forma de transportar la ropa en una mudanza? ¿Qué tipo de contenedores podemos emplear? ¿Crees que el armario portátil es mejor que las bolsas al vacío? En este post te damos una serie de claves para que el transporte de tu ropa te resulte más sencillo.

Cómo transportar la ropa en una mudanza

Cuando nos mudamos tendemos a infravalorar la cantidad de ropa que tenemos y su peso, por lo que no le dedicamos mucho tiempo a planear su transporte. Sin embargo, en el momento de empaquetarla nos echamos las manos a la cabeza. Y es que en la mayoría de casos la cantidad de ropa que guardamos en casa suele ser abrumadora.

Estas son algunas de las claves que te pueden ayudar a organizarte:

  • Aprovecha para deshacerte de la ropa que no quieres: este momento puede ser una gran oportunidad para deshacernos de esa ropa que está demasiado vieja o que ya no nos ponemos. Si la ropa está en buen estado, podrías donarla. Si está demasiado vieja, puedes usarla para envolver objetos frágiles en las cajas de mudanza como la vajilla o los jarrones y después tirarla.
  • Prepara una caja con lo que necesitarás de inmediato al mudarte: cuando te mudes va a ser de gran ayuda tener una caja preparada con la ropa que necesites para los primeros días. Mete unas cuantas mudas y quizás quieras meter también un neceser impermeable con lo indispensable para el baño. Así cuando estés en tu nueva casa no tendrás que abrir cajas buscando unos calcetines.
  • Clasifica tu ropa: para que el momento de guardar tu ropa en el nuevo armario sea más sencillo, clasifica tu ropa por temporadas. Así, cuando la vayas a guardar podrás organizar mejor tu ropa: la ropa de invierno aquí, los abrigos allá, bañadores en otro sitio…
  • Etiqueta los contenedores: utilices el tipo de contenedor que utilices, etiquétalo. Te será mucho más fácil después guardar tu ropa si tienes una caja en la que ponga «ropa de invierno», que si no sabes qué hay en cada caja.

Transportar ropa mudanza

  • No cargues demasiado los contenedores: cuando estamos empaquetando, no pensamos que la ropa pueda pesar mucho. Sin embargo, te sorprendería lo que una caja muy llena de ropa puede llegar a pesar.
  • Lo más pesado, arriba: cuando estés empaquetando, pon lo más pesado primero y lo más liviano arriba. Si no, se te chafará demasiado la ropa.
  • Guarda tus joyas por separado: las joyas pueden perderse o podrían dañar tu ropa enganchándose en los tejidos. Es mejor guardarlas por separado.
  • Limpia y seca: asegúrate de que te ropa está limpia y seca antes de meterla en el tipo de contenedor que utilices. Si no, cuando llegues a tu nueva casa puedes encontrarte con la horrible sorpresa de que haya cogido olor o humedad.
  • Compra repelente si la mudanza va para largo: si la mudanza va a llevarte mucho tiempo, quizás sea interesante comprar algo de repelente para insectos y meterlo junto con la ropa.

Armario portátil, la solución perfecta

Cuando hablamos de empaquetar la ropa, hay distintas opciones para almacenarla. Los tipos más comunes de contenedores que existen son:

Cajas: las cajas de cartón de toda la vida. Si vas a usar cajas, recuerda que la ropa pesa más de lo que parece, así que usa cajas pequeñas y ten cuidado con el peso.

Maletas: es muy común utilizar las maletas de viajes que tenemos por casa para transportar nuestra ropa. Es una opción interesante para aprovechar el transporte de la propia maleta. Aunque si no son muy grandes, tendremos que hacer muchos viajes y no es muy eficiente.

Armario portátil: los armarios portátiles son unas cajas que están específicamente preparadas para el transporte de ropa en mudanzas y los hay de distintos materiales como cartón o plástico. Consisten en una caja con una barra atravesada que simula un armario. Así se puede transportar la ropa de forma eficiente y sin arrugarla.

Bolsa al vacío: este tipo de bolsas tienen una abertura por la que se debe aspirar el aire con nuestra aspiradora. Al aspirar creamos el vacío y al final tapamos la abertura con un tapón para no perder el vacío que hemos creado. Lo bueno es que el volumen de la ropa se reduce prácticamente a la mitad, pero a cambio la ropa se arruga y la bolsa pesa mucho.

El armario portátil es la mejor solución
Apuesta sin duda por el armario portátil, la mejor solución para transportar tu ropa. Imágenes de Pinterest.

¿Con qué tipo de contenedor nos quedamos nosotros?

Para nosotros los armarios portátiles son el tipo de contenedor más eficiente a la hora de transportar la ropa de forma segura y sin arrugarla en exceso.

La única pega es que comprarlos puede ser algo más costoso que los otros contenedores y que después de la mudanza, realmente no los necesitamos más y ocupan mucho espacio. Por eso, contratar una empresa de transporte que disponga de armarios portátiles puede ser una solución muy eficiente para hacer tu mudanza.

Si te interesa, puedes consultar los servicios de mudanzas que ofrecemos nosotros. Y si quieres pedirnos un presupuesto para tu mudanza puedes hacerlo aquí.

Elijas la forma de transportar tu ropa que elijas, te deseamos una mudanza agradable y que disfrutes mucho de tu nuevo hogar.